viernes, 5 de noviembre de 2021

¿Son las mujeres más valientes que los hombres? Respuesta de Osho

¿Son las mujeres más valientes que los hombres? Respuesta de Osho

Pregunta:

¿Son las mujeres más valientes que los hombres?

Respuesta de Osho:

“Ciertamente lo son...

La mujer es más amorosa porque no vive de la lógica, de la razón, sino de la emoción pura y del corazón.

El camino del corazón es hermoso pero peligroso.

El camino de la mente es ordinario pero seguro.

El hombre ha elegido el camino de la vida más seguro y más corto. La mujer ha elegido el más bello, pero el más montañoso y peligroso camino de las emociones, los sentimientos, los estados de ánimo. Y como hasta ahora el mundo ha sido gobernado por el hombre, la mujer ha sufrido inmensamente. No ha podido encajar en la sociedad que el hombre ha creado porque la sociedad se crea según la razón y la lógica.

La mujer quiere un mundo del corazón.

En la sociedad creada por el hombre no hay lugar para el corazón. El hombre tiene que aprender a tener más corazón porque la razón ha llevado a toda la humanidad hacia un suicidio global. La razón ha destruido la armonía de la naturaleza, la ecología. La razón ha dado bellas máquinas, pero ha destruido la hermosa humanidad. Se necesita un poco más de corazón en todo.

En lo que a mí respecta, el camino hacia tu interior está más cerca del corazón que de la mente. La mente es un atajo si vas hacia afuera, y el corazón está muy lejos. Si vas hacia el interior, todo se convierte en lo opuesto. El corazón es el atajo para llegar al ser, y la mente es el camino más largo que se te ocurra.

Por eso estoy a favor del amor, porque desde el amor es muy fácil llevarte a la meditación, llevarte a la eternidad de tu vida, llevarte a tu divinidad; desde la cabeza es muy difícil. Primero el hombre tiene que llegar al corazón, y luego sólo él puede moverse hacia el ser.

Mi énfasis en el amor tiene una razón espiritual básica. Desde el corazón, la mujer puede moverse inmediatamente, y el hombre puede moverse hacia el corazón sin ninguna dificultad. Él ha sido entrenado erróneamente; es sólo un condicionamiento. Se le ha dicho que sea duro, que sea fuerte, que sea varonil, y todo esto es una tontería. Ningún hombre llora y deja que su tristeza o su alegría fluya a través de las lágrimas porque se le ha dicho desde que era un niño que las lágrimas son para las mujeres, es infantil. Los hombres nunca lloran...

Mirando a la naturaleza, todo parece absurdo. Si así fuera, si esa fuera la intención de la naturaleza, los ojos del hombre estarían hechos de otra manera, no tendrían glándulas lacrimales. Tienen glándulas lacrimales como las mujeres.

¿Cuál es el propósito de esas lágrimas? Son necesarias; son un lenguaje tremendamente significativo.

Hay momentos en los que no se puede decir, pero las lágrimas se pueden mostrar. Puedes estar tan lleno de alegría, y las lágrimas llegan a tus ojos. Las lágrimas son siempre el símbolo de una experiencia desbordante. Puede que estés tan triste que las palabras no puedan contenerlo; las lágrimas te ayudan. Es una de las razones por las que las mujeres se vuelven menos locas que los hombres, porque están dispuestas a llorar y a tirar cosas en cualquier momento; temporalmente pueden volverse locas todos los días.

El hombre sigue acumulando y un día explota, al por mayor. Las mujeres se vuelven locas por la venta al por menor, y esa es una manera más sabia, de terminar cada día. ¿Por qué acumular?...

El hombre sigue y sigue reprimiendo, sigue y sigue manteniendo una cierta cara que es falsa. Y todo tiene un límite: llega un momento en que no puede aguantar más y todo se desmorona.

Hay que enseñar al hombre a tener más corazón porque desde el corazón se va al camino del ser. No se puede pasar por alto el corazón. La mujer está en una mejor posición, puede ir directamente hacia el ser desde el corazón. Pero en lugar de reconocer esta inmensa cualidad en la mujer, el hombre ha estado condenando a la mujer. Tal vez haya una razón; tal vez él era consciente de cierta superioridad en la mujer --la superioridad del amor. Ninguna lógica puede ser más alta que el amor, y ninguna mente puede ser más alta que el corazón. Pero la mente puede ser muy asesina; la mente puede ser muy violenta, y eso es lo que la mente ha hecho durante siglos….

Llegar a tu centro es ganar todo lo que la vida puede darte --toda la fragancia, toda la belleza, toda la alegría, todas las bendiciones”.

Osho, Socrates Poisoned Again After 25 Centuries (Talks in Greece)

0 comments:

Publicar un comentario